miércoles, enero 18, 2012

S.O.P.A. & P.I.P.E.: PROHIBIR LA LIBRE CIRCULACIÓN DEL CONOCIMIENTO



IMAGINA POR UN INSTANTE EL MUNDO SIN EL LIBRE CONOCIMIENTO, SIN LA TRANSMISIÓN LIBRE DE LAS IDEAS. IMAGINA POR UN MOMENTO EL MUNDO QUE IMAGINÓ GEORGE ORWELL 3N SU OBRA 1984, EL CONOCIMIENTO EN MANOS DE QUIENES MANDAN; UNA SOCIEDAD ASÍ DESTRUYE A LAS PERSONAS, AL DESARROLLO DE LAS MISMAS, A LA COMUNICACIÓN ENTRE LOS QUE LA COMPONEN. LOS CREADORES CREAN CONOCIMIENTO PARA QUE LLEGUE A TODAS PARTES Y GENERE RESPUESTAS, NO PARA ENRIQUECER EL PODER DE QUIENES SE CREEN LOS AMOS DEL MUNDO.

POR TANTO, SIN LIBERTAD NO EXISTE AVANCE EN LA HUMANIDAD, Y SIN AVANCES VIVIREMOS ATADOS EN LAS CUEVAS DE LA IGNORANCIA, JUSTO LO QUE PERSIGUEN QUIENES CONTROLAN EL MUNDO. LA REPRESIÓN ES LA SUTIL FUERZA DE CONTROL QUE POSEEN LOS GOBIERNOS PARA ANULAR LAS CAPACIDADES DE LAS PERSONAS Y DISPONER ASÍ DE SU PROPIA LIBERTAD PARA HACER CUALQUIER COSA. LA TRANSMISIÓN LIBRE DEL SABER Y DEL CONOCIMIENTO ES LA BASE PARA RESISTIR Y EVOLUCIONAR, PARA VIVIR Y SABER LO QUE REALMENTE OCURRE, ALGO QUE VA EN CONTRA DE LOS INTERESES DE LOS PODEROSOS. LUCHA PUES, POR TU LIBERTAD Y POR LA DE TODOS.

(KARLFM).-

****



Soy tan sólo uno, pero aún soy uno;
no puedo hacerlo todo,
pero aún puedo hacer algo;
y tan sólo porque no puedo hacerlo todo
no rechazaré hacer eso que puedo hacer.

Edward E. Hale


Multitud de páginas webs de Estados Unidos se quedan 12 horas "en blanco" el miércoles 18 de enero en protesta por la ley SOPA.
Han apoyado la iniciativa webs como Wikipedia, Mozilla, Reddit o Wordpress.
Google no se "apaga" pero colocará un link explicando su adhesión a las protestas.
La versión en inglés de Wikipedia no se ve en ninguna parte del mundo.

La versión en inglés de Wikipedia ha sido el primer gran portal en secundar el 'apagón' de este miércoles día 18 en protesta por la ley antipiratería estadounidense. De este modo, la enciclopedia online mantiene cerrada su página web desde las 06.00 (hora española) y durante 24 horas en señal de protesta por la llamada ley SOPA (Stop Online Piracy Act) que se propone aprobar el Congreso de Estados Unidos.

De ser aprobada, esta legislación obligará a las compañías de Internet a bloquear el acceso a las páginas que permitan descargas ilegales y prohibirá a los anunciantes colgar su publicidad en estas webs. Además, en caso de litigio, la carga de la prueba recaerá sobre el distribuidor de contenidos, en lugar del denunciante.

La protesta se lleva a cabo por multitud de webs adscritas al movimiento Web Goes on Strike. En dicho portal se dan las instrucciones para que cualquier página web que lo desee se quede "en blanco" durante 12 horas, de 8.00 a 20.00 horas EST (de 14.00 a 2.00 horas en España). Algunas webs, como Wikpedia, han ampliado su desconexión a 24 horas. Aparte de la página cofundada por Jimmy Wales, se han sumado a la protesta gigantes como Reddit, Mozilla, Wordpress, Free Software Foundation, Destructoid, Twitpic y Minecraft, entre otras.




Salvo en el caso de Wikipedia, cuya versión en inglés no está accesible desde ninguna parte del mundo, no se prevé que el “apagón” de la mayoría de las páginas afecte a los usuarios fuera de Estados Unidos. La decisión de Wikipedia forma parte de una campaña a la que también se han sumado importantes empresas estadounidenses como Google, Yahoo!, eBay, Facebook y Twitter, que si bien no se han sumado al 'apagón' (al menos de momento), tal y como se barajó hace unos días, han instado a los legisladores a rechazar ambos proyectos de ley a través de anuncios en la prensa. En el caso de Google, según la web CNet, aunque no se efectuará un "apagón", si podrá encontrarse un link que explicará la oposición de la compañía a estas leyes.

En este contexto, la Casa Blanca manifestó el sábado su temor a que la SOPA y la PIPA puedan vulnerar las garantías jurídicas de las compañías que operan en Internet, así como la libertad de expresión. No obstante, a favor de estos proyectos de ley están las empresas de Hollywood y News Corporation, del magnate de la comunicación Rupert Murdoch, quien a través de su cuenta de Twitter ha criticado las dudas del Gobierno de Barack Obama.


****


LEY SOPA: ¿QUIÉN MANDA EN INTERNET?

Antes de que esta generación desaprenda cómo nos hemos organizado hasta ahora y descubra cómo ser más justa y menos desigual, el poderoso complejo industrial estadounidense de la cultura y el entretenimiento  está alentando un último golpe de autoritarismo: la ley SOPA (Stop Online Piracy Act).

Esta ley, y su complementaria ley PIPA (Protect IP Act), cuyos debates se retoman la semana que viene en el Congreso de Estados Unidos, aspiran a ser las herramientas para desactivar páginas que alojen de forma ilícita contenido protegido por derechos de propiedad intelectual, dentro o fuera de aquel país.

Para visualizar fácilmente lo que suponen los detalles de su redacción, utilizaré un supuesto no ficticio: si una señora sudafricana abre un blog desde Durban cuya actividad atenta contra los derechos de cualquier empresa estadounidense en materia de propiedad intelectual, Google (residente en Estados Unidos) estará obligada a desindexarla; Visa, MasterCard, Wester Union o PayPal (residentes en Estados Unidos) cancelarán automáticamente cualquier pago pendiente ligado con la publicidad de la página; y, por supuesto, WordPress o Tumblr (residentes en Estados Unidos) eliminarán, sin cuarentena, la propia página.

Del mismo modo, Facebook, YouTube, Twitter o cualquier otro servicio relacionado con la citada señora sudafricana, rastrearán y borrarán cualquier huella ligada, como cualquier otra empresa afectada por una trama internacional contra los derechos de terceros, y que esta persona ha desatado de forma consciente o inconsciente. Los ejemplos, como cualquier actividad dentro o fuera de la red, son infinitos.

Obviamente, este sistema amenaza el paradigma de Internet para todos - la Red - tal y como lo hemos concebido. La estructura de un sistema tan joven se convierte en un espacio vigilado a nivel mundial al servicio de una inteligencia (sic) colectiva (sic al cubo). Un espacio en el que, además, las empresas de servicios se transforman en co-policías del sistema, cambiando en gran medida la forma de concebir su propia actividad comercial al tener que destinar gran cantidad de recursos humanos y económicos al control minucioso del engranaje, so pena de titubear con ser eliminadas del sistema mundial.

No deja de ser paradójico que empresas tan ligadas a lo que podíamos entender como la propiedad intelectual colectiva gracias a su aportación durante generaciones a través de esfuerzo personal y aventura empresarial, hayan confundido definitivamente la necesidad de legislar y proteger sus derechos (y los del autor, de paso) con la de idea de filtrar y determinar la propia estructura de Internet a su antojo.

No deja de ser paradójico también que el sistema que se exporta con estas leyes a todo el mundo, en caso de prosperar, es exactamente la idea de Internet que disfrutan en este mismo instante en países como China o Irán.

Sin embargo, una vez más, la presión de la propia Red ha generado una respuesta oficial de la Casa Blanca, en la que asegura que se negará a que prospere cualquier iniciativa en el Congreso que “reduzca la libertad de expresión, aumente los riesgos cibernéticos y erosione la capacidad de innovación de la red”. Alentador, aunque su voto no es el único, ni siquiera el de todos los demócratas.

El Gobierno Obama responde así a la tensión propiciada por el cierre hoy de varios servicios en Internet para Estados Unidos, entre los que destaca Wikipedia. Google, Facebook o Yahoo! han mostrado su oposición a este proyecto de ley públicamente, pero un cierre de 24 horas en estas empresas con ánimo de lucro supondría un gran golpe para sus cuentas, por lo que han desestimado sumarse al apagón.

Jimmy Wales, cofundador de la enciclopedia colectiva online Wikipedia, la sexta página más visitada del mundo, calcula que pueden ser 100 millones de usuarios los que se vean afectados por dicho apagón. Conscientes -seguramente, como pocos- de la relevancia que puede tener la prosperidad de estas leyes en Estados Unidos, Wikimedia (la fundación gestora) no ha dudado en apagar su sistema para que este 18 de enero de 2012 los focos apunten a quién está, cómo lo está y por qué está detrás de la evolución de estas normas en este país.



QUIÉN PROMUEVE SOPA

Las populares Revolving Doors de Estados Unidos han permitido que un buen número de los abogados que trabajaron durante los últimos años en la MPAA (Motion Picture Associaton of America) y la RIAA (Recording Industry Association of America) se hayan convertido durante el Gobierno Obama en figuras clave del sistema judicial estadounidense. Estas dos asociaciones son precisamente el lobby impulsor de SOPA y PIPA y no cabe olvidar el apoyo recibido por buena parte de las industrias durante la campaña presidencial de 2008.

En buena medida, y en contra de lo que el comunicado del Gobierno estadounidense pueda dar a entender al calor del revuelo social que recorre Internet en el país, estos juristas han llegado hasta la cúpula judicial de la mano de, entre otros, el vicepresidente Joe Biden, siempre fiel a las asociaciones arriba citadas con las que ha celebrado cada centímetro rescatado a su favor públicamente, o Hillary Clinton, secretaria del Departamento de Estado (y abogada especializada en propiedad intelectual, para completar su curriculum), que ha mostrado una ambigüedad positiva en favor de SOPA durante los meses de la redacción de la norma.

La interminable lista de indicios para la sospecha del buen entendedor queda la sorprendente presidencia de Chris Dodd, senador con el Gobierno Obama, que ahora es, precisamente, presidente mediático de la MPAA. El gramo que colma la conspiración americana, tal y como relata Geraldine Juárez desde la bitácora ALT1040.


WIKILEAKS O EL PARADIGMA DE LA INTERVENCIÓN POR PROVEEDORES

Pero para entender qué es Internet y qué supone para todos no hay como dejar que nos equivoquemos, y por desgracia ya vamos acumulando nuestros errores. MasterCard, Visa, Western Union y PayPal cerraron el grifo a WikiLeaks, tal y como informó Associated Press en el verano de 2010.

La organización sin ánimo de lucro, que ha publicado documentos que han cambiado la forma de entender el sistema político mundial, se encuentra al borde de la desaparición, sin poder ejercer más actividad que la de mantener los cientos de miles de documentos confidenciales publicados. Un claro ejemplo de intervención en el sistema, y sin el amparo de ninguna ley en ningún país del mundo.

No obstante, prosperen o no SOPA y PIPA, de una u otra forma redactadas, 2012 está llamado a ser un año decisivo en Estados Unidos (también en España, aunque la asfixia invita a apagar otros fuegos) en materia de propiedad intelectual y legislación de la Red. Entre otros motivos, las próximas elecciones presidenciales de Estados Unidos pueden acelerar los procesos.

Decisiones valientes, como las de Wikipedia y el resto de servicios que hoy cierran sus páginas en inglés o en Estados Unidos, ayudan a que los usuarios sean conscientes de la fragilidad de la 'estructura Internet', tal y como ha destacado también el prestigioso MIT Media Lab -instituto de Massachusetts, modelo en el desarrollo e innovación de contenidos y tecnología digital- que ha calificado a SOPA, en un comunicado oficial, como "la gran amenaza de la innovación en la red"

Eugenio Viñas
Periodista

****


“La sociedad de control” nos explica de forma muy clara cómo funciona el método de presión de algunos gobiernos y cómo pretenden endurecer las medidas de restricción sobre los derechos de copia. En todo el mundo se está produciendo un endurecimiento excesivo de las leyes de propiedad intelectual como parte de un proceso de privatización de un espacio (el de las ideas y las creaciones) que en el pasado pertenecía a todos (ni siquiera existía el concepto de que pudiera pertenecer a alguien), limitando el derecho de acceso a los demás. Este proceso es lo que conocemos como cercamiento digital y en los últimos años interviene, junto con otras medidas, en el desarrollo de la sociedad de control. La batalla por imponer la restricción de copia se enmarca, pues, dentro de un proceso mucho más ambicioso.

El mecanismo por el que este tipo de leyes se va endureciendo en todo el mundo está controlado por los intereses económicos de la mayor potencia del mundo, Estados Unidos, y su poderosa industria del entretenimiento. La economía de Estados Unidos es básicamente importadora, si no tenemos en cuenta las exportaciones tecnológicas -que casi en su totalidad se producen a Asia- ni las militares. Pero esta economía tiene en los productos de ocio y culturales un auténtico filón de oro para sus exportaciones, y este sector llega a representar en torno al 10 % de su PIB. Ante esta evidencia, el gobierno de Estados Unidos promueve por todo el mundo un endurecimiento de las leyes de restricción de copia para que en otros países no resulte fácil copiar legalmente estos productos y en todas partes las personas estén obligadas a comprárselos a su industria, que es la que sale beneficiada con todo este asunto.

El sistema es curioso y comprende el empleo de técnicas de persuasión absolutamente mafiosas. Como ejemplo, Estados Unidos se permite bloquear el ingreso de países en las instituciones internacionales como la OMC -y no compete aquí analizar si esta institución es positiva o negativa-, pidiendo como moneda de cambio el endurecimiento previo de estas leyes. Así sucedió con China, y así sucede con Rusia, que aún espera poder entrar en el club de la OMC. Los grupos de presión empresariales estadounidenses presionan a estos gobiernos imponiendo medidas aún más restrictivas que las existentes en Estados Unidos para poder exigir a continuación un endurecimiento de las leyes en su propio país con la excusa de «armonizar la legislación» con la que ya existen en el ámbito internacional.

Por supuesto, y para que ningún ciudadano pueda quejarse a sus gobiernos, todo ello se hace a través de un intermediario: la World Intellectual Property Organization, WIPO. Así los gobiernos parecen estar acatando directivas externas. Sin duda esto ha funcionado enormemente bien en el caso de los países pobres y, aunque también ha tenido éxito, éste ha sido menor en los países ricos. Sin embargo, últimamente los países ricos que mejor habían aguantado estos envites pro-copyright están cediendo e imponiendo niveles tan restrictivos como el estadounidense (a veces más, si finalmente se aprueba en Europa el modelo de desconexión y censura por usar sistemas p2p). Tenemos el ejemplo de Suiza, que aprobó «su DMCA» en octubre de 2007, y tenemos también el caso de Canadá, que prepara una ley de propiedad intelectual tan dura como la DMCA estadounidense113 bajo la presión directa de los senadores estadounidenses.
Por supuesto, todas estas leyes incluyen artículos que explícitamente prohíben la eliminación y burla de medidas digitales de restricción de derechos (DRM), ya que así se exige desde la WIPO, en otro claro ejemplo de cómo los ciudadanos están a dos grados de separación del poder, pues sus gobiernos están sometidos a organizaciones que nadie elige democráticamente, una política extendida mediante lo que conocemos como Consenso de Washington.

2 comentarios:

  1. Hola, hace poco entre a tu blog, el cual me parecio sumamente interesante, tambien referente a la ley sopa, vi que cerraron megaupload y algo de taringa, sabes si esto es en protesta o es definitivo?
    saludos desde mexico.
    ¿Y como podemos ayudar?

    ResponderEliminar
  2. Desgraciadamente amigo mio el cierre de páginas es una realidad, son una clara demostración del ansia de poder por cerrar todo tipo de libertad en los ciudadanos y EEUU es el estandarte de la represión mundial en pos a sus intereses. En la red existen lugares donde puedes unirte o firmar como protesta a estos cierres y acciones de los gobiernos. Si tienes tu propio blog, web o perteneces a algunas redes sociales también puedes firmar a través de ellas. El colectivo Annonymous está llevando a cabo contraataques a webs gubernamentales asi como otras asociaciones e incluso portales de internet. Saludos.

    ResponderEliminar