miércoles, octubre 24, 2012

EL ORDEN CRIMINAL DEL MUNDO (DOCUMENTAL COMPLETO EN HD)



El mundo no es lo que parece ser, los gobiernos obedecen a las manos que los mueven, aquellas que permanecen ocultas tras la pantomima que decide las directrices internacionales. Es un juego perverso entre dioses y esclavos, una cruel partida donde las piezas encajan según un orden predeterminado y cuyo final está ya calculado. Para ello se sirven de organismos oficiales, estamentos que han creado para llevar la táctica según su estrategia. No hay vuelta atrás, no importan los sentimientos ni las razones, hay un objetivo y consiste en el poder absoluto del planeta.

El mundo ya no es el mismo, de lo que fue prácticamente nada queda y todo apunta hacia sociedades completamente subyugadas, carentes de libre albedrío; caminamos directo hacia una neo esclavitud, un mundo tal como quedó perfectamente descrito en Matrix. Es la Era del Nuevo Orden Mundial.

KarlFM.-



Pocas veces el título de un programa ha resumido mejor su contenido. Porque el llamado orden mundial no solo es despiadado e injusto, sino criminal. Así lo describen dos de los intelectuales más lúcidos: el escritor uruguayo Eduardo Galeano y el sociólogo suizo Jean Ziegler, apoyados por los testimonios de personalidades que se enfrentan sobre el terreno las consecuencias de ese orden criminal.

Seis años atrás, cuando comenzamos el rodaje de este reportaje de En Portada, nada hacía presagiar las contradicciones del capitalismo que acabarían desencadenando en la crisis financiera más grave desde 1929, cuyos enormes retrocesos sociales estamos sufriendo. Sin embargo, ya entonces resultaba evidente la perversión internacional del sistema económico, y de unas instituciones políticas sometidas a los designios de ese dios cruel, implacable, todopoderoso, que denominamos libre mercado.

Galeano y Ziegler cuestionan ese ordenamiento, que se presenta como el único razonable e indiscutible para construir el mejor de los mundos posibles. La injusticia radical que late en la base del reparto desigual en que se basa la economía mundial ha desarrollado mecanismos amorales de dominio, a partir de una doctrina --por no llamarle ideología-- sin otros valores que los bursátiles, estableciendo un orden internacional que Ziegler define como mortífero y absurdo y, en palabras de Galeano, 'ha convertido al mundo en un manicomio y un matadero.



Agradecimientos a:


No hay comentarios:

Publicar un comentario