domingo, octubre 17, 2010

LUSTMORD, EL SONIDO DEL MIEDO Y LA MUERTE





Hay cosas que cuando llegas a conocerlas, te producen un aluvión de escalofríos que hacen temblar todos los hemisferios humanos, dejando incluso, la mente zigzagueante como un cable eléctrico tendido en el suelo. Eso es justamente lo que me ocurrió cuando Solarixx, una conocida fotógrafa argentina, me citó, a petición mía, el nombre de un extraño sonido que emanaba posesivamente del background de su website: The Cell (Zoetrope, Lustmord). Llevo muchos años escuchando músicas raras, algunas difíciles de digerir, pero jamás había escuchado algo tan oscuramente reptante como la arquitectura sonora que genera Lustmord, que podría definirse, sin exageraciones, como el sonido del miedo y la muerte.


Lustmord, que en alemán o sueco, significa … asesinato lujurioso, es la síntesis corporativa de Brian Lustmord Williams, un excéntrico, oscuro y genial músico muy acreditado dentro del género musical Dark Ambient y los Soundtracks, especialmente desde que publicó su fascinante álbum Heresy (Herejía), un trabajo que ha sido descrito como una experiencia iniciática a través del Averno.

Escuchar a Lustmord es un flipe, un viaje erizante hacia lo más endógeno del darkness pero con su música hay que andarse con cuidado porque una vez entras ya no sales, te atrapa el alma y te engulle hacia los abisales agujeros del horror. Cabe saber que Lustmord es un creador que ha sido capaz de extraer grabaciones reales en criptas, cuevas y mataderos, combinando todo este material con algo que el mismo define como “fenómenos acústicos encajonados digitalmente en graves retumbos extendidos”, es decir, una especie de resonancias y envolturas sonoras de baja frecuencia. Su experimentación es incansable, hasta tal extremo que consulta constantemente con otros músicos para construir equipos que posean características personalizadas; asimismo trabaja con muchos creadores de bandas sonoras para generar ambientes de auténtica pesadilla. No hay duda de que Lustmord acojona y te estruja como una serpentina en manos de un diabólico payaso. Si tenéis agallas, escuchadlo a solas, completamente a oscuras, y dejar que su acústica penetre por los poros dilatados de vuestra piel.

Lustmord posee una extensa discografía propia, y muchas colaboraciones con otros músicos y artistas pero de todos sus albums destacaría, a mi gusto, Heresy, Stalker, y Zoetrope, aunque sinceramente el resto de sus trabajos no tienen desperdicio como Paradise Disowned, The Place Where The Black Stars, Carbon Core, Beyond, Other, Rising, Purifying Fire, Juggernaut, The Monstrous Soul. Mención especial y honorífica merece el fascinante Metavoid, uno de mis albums favoritos por su inmensa belleza oscura rebosante de ritmos dispares. La producción de este trabajo es realmente sorprendente, te traga entero como una aspiradora. Metavoid es además un logro en de la oscuridad total, un diseño de sonido electrónico y un testimonio del efecto de la música sobre el estado de ánimo, es decir, una completa catarsis de la psique humana. Voces emergentes que se diluyen en el espacio/tiempo, explosiones de baja intensidad en background que parecen retumbos en la lejanía, efluvios que aparecen y se esfuman como la niebla de los pantanos cenagosos, melodías que surgen de las entrañas como demonios fumeantes, crujidos industriales que circuvalean el ambiente  bajo una densidad claustrofóbica, susurros que surcan los parajes más inhóspitos, toda una ecografía electro-sinfónica de altísimo nivel, sin repeticiones y con plenos desarrollos de estructuras in crescendo. Sin más uno de los trabajos más imaginativos de Lustmord.

Heresy es un álbum grabado íntegramente en cavernas, criptas, catacumbas, túneles y minas subterráneas (como dice en la contraportada) y que además utiliza materiales de orígen sísmico y volcánico, así como algunos experimentos con efectos de baja frecuencia y fenómenos psico-acústicos. Al comienzo nos aparece el sonido apocalíptico de Azrael, considerado como el ángel de la muerte, haciendo sonar su tenebroso cuerno avisando que el mundo pronto va a desaparecer. A partir de ahí, se inicia un viaje introspectivo por los lugares más oscuros de conciencia humana.

Stalker es un álbum realizado con Robert Rich y está inspirado en el film de ciencia ficción, Stalker, del ruso Andre Tarkovsky. El film describe el viaje de tres hombres a través de un lugar post-apocalíptico conocido como La Zona donde buscan una habitación que tiene la capacidad de cumplir los más recónditos deseos de una persona. El trabajo de Rich y Lustmord combina las mejores cualidades de ambos compositores capaces de desarrollar desde fases de angustia, desolación y desesperación hasta misteriosos y olvidados parajes industriales plagados de maleza gélida, ríos que conducen  aguas peligrosas, senderos inciertos que nunca sabes donde terminan, nieblas asfixiantes, atardeceres dramáticos, fríos, cuevas abismales, acantilados sin fin, pantanos burbujeantes, en definitiva, todo una cascada de ambientaciones capaces de helarte la sangre y hacerte volar la imaginación.


Zoetrope, del griego “ zoe” (vida) y “trope” (girar), y también denominado “Zootropo” o “Daedelum”, es una curiosa  máquina estroboscópica creada en 1834 por William George Horner y que se compone de  un tambor circular con unos cortes laterales dónde, a través de los mismos, el espectador mira las tiras de dibujos sobre el tambor cuando éste está en movimiento dando una sensación de animación. Fue un juguete muy popular en la época y uno de los avances que dio lugar posteriormente a  la aparición del cine.

Wikipedia

Pero Zootrope es algo más que un juguete o una simple máquina estroboscópica, es, desde el punto de vista existencialista, un film experimental y de vanguardia inspirado en el libro de Franz Kafka, In the Penal Colony, donde se presenta una inquietante historia apocalíptica acerca la existencia metafísica del ser humano, es decir, la obsesión de un hombre encerrado en lo más profundo de su propia mente que intenta descubrir la verdad acerca de sí mismo y del mundo opresivo que lo ha conducido a ese mundo de de pesadillas. La película fue dirigida por Charlie Deaux,  producida por Mellissa Berry y filmada por el director de fotografía, de música y vídeo, Hawkinson James; la animación en 3D fue creada por Robert Beebe; todo el film se rodó en blanco y negro bajo el formato de 35 mms y Lustmord compuso e interpretó toda la ingeniería sonora que envuelve a tan espeluznante film. 

"El mundo de" Zoetrope "es absolutamente impecable. Charlie Deaux ha creado una visión de pesadilla del hombre aplastado y destruido por los dispositivos mecánicos de la ciencia, la política y la burocracia. Hermosa en su brutalidad, poética, a pesar de ser tan implacablemente severa, Zoetrope es una necesidad de ver en el mundo del cine post-apocalíptico que marca Deaux como un talento importante, un hombre que necesita ser visto. " -

Todd Brown, Twitch

"Zoetrope es un viaje demoledor. Deaux ha interpretado Kafka y lo ha convirtido en su propia visión de la alienación, la tortura, y la mente-flexión depravación. La cruda fotografía y la dirección de arte expresionista, son acertadamente una pesadilla, un ritmo insoportable que muela la existencia junto como las curvas lentas de los tornillos. Mirarla con una bebida fuerte.  

Kosar-Scott
escritor 
(La matanza de Texas, La morada del miedo, El maquinista)
****
Os dejo pues con el sonido evolvente y penetrante de 
Brian Lustmord Williams.-
KarlFM.-

1 comentario:

  1. me alegro mucho de haber actuado como medio para que descubras el mundo de lustmord.
    y que placer entrar al blog y escuchar estos sonidos!
    yo llegue a lustmord a traves de un fotografo frances(chris)e inmediatamente me inspiro a hacer algo basado en el video zoetrope

    http://www.flickr.com/photos/solarixx/3891226137/


    abrazo!!!!


    solarixx

    ResponderEliminar